“No hay lugar para timoratos”

macri

Buenos Aires
A sólo un día del anuncio de nuevas medidas de ajuste que perjudican al sector manufacturero, el presidente Mauricio Macri cerró la edición número 24 de la Conferencia Anual de la Unión Industrial Argentina ( UIA) y se enfrentó una comunidad industrial furiosa con varias promesas, además de un recorrido por sus dos años y medio de gestión.
El presidente ratificó que la Argentina está en “una situación de emergencia”, pero agradeció “el aporte fundamental” del sector empresarial para “estabilizar la macroeconomía”, al hablar en el acto de cierre de la Conferencia Anual de la Unión Industrial Argentina ( UIA).
“Sin negar las dificultades, estoy convencido de que cada obstáculo que superamos es una oportunidad para salir fortalecidos, crecer y madurar”, resaltó el jefe de Estado.
Fue al encabezar el cierre de la 24 Conferencia Industrial Argentina, que se realizó este martes en Parque Norte. Macri agradeció “el aporte fundamental” de los empresarios y señaló que este momento del país “es una oportunidad” para el sector “porque les da autoridad para entrar en la mesa y acordar un presupuesto equilibrado”.
“Recordemos que durante muchos años yo estuve sentado ahí y sé lo que es aspirar a más, a crecer, a invertir, a tener reglas claras y futuro”, agregó.
Al repasar su gestión, el Presidente afirmó que “en 2017 tuvimos récord en importación de bienes de capital productivo”, mientras que a la hora de hablar sobre lo que se propone afirmó: “queremos impulsar la industria y que sea uno de los grandes motores de nuestro país”. “Queremos crear empresas”, sostuvo.
Macri describió a los industriales que en el Gobierno “venimos avanzando hace dos años y medio en el equilibro de las cuentas públicas para lograr un desarrollo sostenido. Y agregó que “bajar el déficit es la manera de bajar la inflación”.
En referencia al ajuste que se viene, afirmó que “queremos que por primera vez la Argentina tenga un presupuesto equilibrado”.
Dijo también que las licitaciones son transparentes desde que asumió y que el costo de las obras “bajó un 40 %”.¨Queremos que el Estado y las empresas industriales tengan una misma agenda de productividad¨.

Industriales
Poco antes, en la apertura, el presidente de la Conferencia, Alberto Álvarez Saavedra, criticó la “la alta carga impositiva” aplicada al sector y aseguró que esta decisión “desincentiva la inversión e impide tener una alta competitividad mundial”
En declaraciones previas, el titular de la UIA, Miguel Acevedo, sostuvo que el sector exportador “necesita reglas de juego claras a largo plazo”, no sólo para industriales sino también para ruralistas y deslizó: “Es un impuesto más que se le agrega al sector privado”.
Al disertar, el ministro de Producción, Dante Sica, admitió que las retenciones al agro y la industria fue una ”medida ingrata” que no le “hubiera gustado” tomar al Gobierno, pero argumentó que esto le permitirá al país “tener más solidez”.
A su vez, consideró que el tipo de cambio, que por estas horas roza los $40, “muy competitivo” y pidió confeccionar un “acuerdo productivo federal para poder avanzar”.
En reemplazo del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, el segundo al mando en la Ciudad, Diego Santilli, llamó a la industria a “poner un poco de sí” para “sacar el país adelante.
“Tenemos que poder superar el corto plazo y poder proyectar la Argentina de largo plazo, todos dando un poco de nosotros para sacar el país adelante”, deslizó.
A lo largo de la jornada habrá más mesas de disertaciones, que incluirán a distintas autoridades de la UIA, a los economistas Bernardo Kosacoff y Marina Dal Poggetto y al ex ministro Gustavo Béliz, hasta la ceremonia de cierre a cargo del mandatario nacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *