Peligraría la continuidad del Instituto Aonikenk

El Instituto Aonikenk atraviesa una crisis económica importante que hasta pone en peligro la continuidad del establecimiento educativo; el sector gremial que patrocina a los docentes manifiestan que les adeudan salarios, como asi también el incentivo docente y que falta mayor compromiso de parte de los padres para acompañar las gestiones de la Fundación.
El último viernes tuvo lugar una reunión de la que participaron los docentes representados por SADOP, los padres e integrantes de la Fundación Aonikenk en la que se abordó la actual condición del establecimiento educativo y el peligro que corren los 200 alumnos que conforman la currícula; según manifestó Andrés Álvarez, Secretario General de SADOP, siente como docente que no son escuchados y que sus propuestas no son atendidas.

WhatsApp Image 2021-09-27 at 13.13

En una entrevista brindada al programa «Que», el dirigente gremial de los docentes de la educación privada Prof. Andrés Álvarez, señaló: «venimos hace dos años soportando, poniéndole el hombro para que la institución salga, pero estamos parados siempre en el mismo lugar», y agregó: «habíamos firmado un acuerdo para que nos paguen lo que nos adeudan y nada de eso pasó, y en la reunión solo se habló de lo difícil que la están pasando»; según Álvarez si hay un sector que está interesado con que la institución salga adelante, son los docentes.
Asimismo, sostuvo que es necesario saber cuales son los gastos que tiene la institución, «hay una postura de los padres que quedó firme que es que no se aumenten las cuotas pero que se siga con las cátedras extracurriculares. Pero bueno son estrategias que tiene que analizar la Fundación», y añadió: «no se quiere perder nada, pero no se quieren sentar a planificar. Solo vemos a tres padres nada más trabajando, son quienes nos presentaron los gastos que tienen, pero nadie explica o plantea lo de achicar en lo que se gasta».
A partir del resultado de la reunión, y a decir de Álvarez, «decidimos quedarnos afuera y que decidan los padres como se sigue, tuvimos la intención de aportar pero no nos tienen en cuenta. Estuvimos presentes más de 20 docentes y en ningún momento nos dejaron expresar lo que sentimos», y aseveró: «que en realidad somos los mayores afectados por que somos los que cobramos tarde o no cobramos. Como sindicato también sabemos que hay una deuda grande en la ADIP y en la Obra Social que está a punto de cortarse y en la cuota sindical». En este contexto sostuvo que no hay propuestas claras y que como gremio no están recibiendo los aportes, aunque a los docentes se les descuenta, «pero sabemos como está la situación por eso no decimos nada».
Antes de la pandemia la currícula de alumnos era de 350 y en la actualidad es de 200, y con la posibilidad que otros tomen la determinación de no continuar dentro del establecimiento educativo. «Siempre se corta el hilo por lo mas débil, que en este caso es el plantel docente. Lo que dice la Fundación es que la plata no alcanza y que la única salida es aumentar la cuota y que los padres dicen que no se puede», y aseveró: «nosotros no vemos ninguna salida, no vemos ninguna propuesta».