Mientras la comunidad reclama por el agua, Nelson Gleadell llega para pedir «una semanita más de paciencia»

Caleta Olivia
El reclamo por la falta de agua en la ciudad sigue siendo un pedido a gritos de los vecinos. Hay sectores que desde hace semanas no cuentan con el servicio y mientras tanto funcionarios provinciales poco parece importarles la problemática.

osmosis3

Este jueves, nuevamente el presidente de Servicios Públicos llegó a Caleta Olivia para interiorizarse de la rotura de la toma de agua de la planta de osmosis. La misma situación aconteció en el aniversario de Caleta Olivia, el pasado 20 de Noviembre.
Ese día, Nelson Gleadell recorrió la planta, además de inaugurar una obra de iluminación de la ruta 12, dijo que «la planta comenzará a aportar agua en los próximos días y a toda capacidad», prometió y aseveró «»les pido una o dos semanas de paciencia».
Pasaron dos semanas y la paciencia de los vecinos ya acumula varios años.
Este jueves 10, Gleadell volvió a referirse al tema y brindó un pormenorizado detalle de la rotura de los ductos de la obra que hace años viene prometiendo el gobierno kirchnerista.
«Si se efectúa el arreglo la próxima semana la planta estaría en funcionamiento aportando agua a Caleta Olivia», prometió nuevamente el Presidente de Servicios Públicos.
Mientras tanto, los vecinos continúan esperando que el funcionario de turno brinde soluciones y no discursos para la «tribuna».
Con relación a la rotura de la planta de osmosis, Gleadell aseguró que «por el momento se hará un arreglo paliativo con una especie de retención del pedregullo de la costa para lograr el filtrado y mantener en funcionamiento la planta».
«El agua llega, pero con piedras y eso lo que hace es parar la planta, entonces por una cuestión de seguridad no se puede filtrar ese tipo de agua porque rompería todo. Se estima que hubo una falla en el calculo en el diseño inicial de la toma de la planta lo que ocasionó los 3 colapsos anteriores».
Durante la visita de hoy a la planta de osmosis, estuvieron presentes los ministros de Economía, Ignacio Perincioli, y de Gobierno, Leandro Zuliani; el presidente de SPSE, Nelson Gleadell, el gerente distrital de SPSE, Juan José Naves y el intendente Fernando Cotillo.
Los días continuarán con los cargaderos de agua, saturados por vecinos, llamados a camiones para abastecer domicilios (negocio en sociedad con SP?) y protestas frente a Servicios Públicos para que «por favor» les suministren agua.
Y de este modo, se va un 2020 con similares promesas de años anteriores y funcionarios de turno «pidiendo más paciencia a los caletenses», quienes ya están hartos de esta sequía.