Hubo un nuevo enfrentamiento entre facciones de la UOCRA en Río Gallegos

El enfrentamiento tuvo lugar en horas del mediodía del lunes en inmediaciones de calle Alcorta y Comodoro Rivadavia. Lo mismo sucedió hace 15 días atrás. El gobierno provincial solicitó la intervención de la UOCRA a nivel nacional y de cese al conflicto.
Se trató de un nuevo hecho violento que se vivió minutos antes del mediodía en calle Alcorta y Comodoro Rivadavia, de la ciudad capital de la provincia, cuando dos facciones de la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (UOCRA) volvieron a enfrentarse.

file 123649 main1

En horas tempranas, un grupo de desocupados se apostó en las afueras de Casa de Gobierno, donde manifestaron que solo pedían una fuente laboral y apuntaron contra el dirigente sindical del gremio, Rubén Molina.
Luego, otro grupo comenzó a agruparse en la sede sindical y cerca de las 11:30 comenzaron los cruces verbales, continuando con una apedreada de un lado y del otro.
El tránsito se vio interrumpido por la batalla campal, mientras sonaban las piedras en los vidrios y autos, informó Tiempo Sur.
Luego de unos minutos, llegó la Policía al lugar, hubo varias personas demoradas. Intervino el ministro de Seguridad, Lisandro De La Torre, y Fernando Basanta, titular de la Fiscalía de Río Gallegos en el Poder Judicial de la provincia.
Facciones internas de UOCRA rechazaron la intermediación de Trabajo
Autoridades del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social se pusieron a disposición de los manifestantes que se identificaron como una facción interna del gremio UOCRA para encontrar canales de diálogo que permitan dar solución a los planteos internos. Asimismo, el ministro de Seguridad, Lisandro De La Torre se hizo presente en el operativo para contener los disturbios.
El ministro de Trabajo, Teodoro Camino e integrantes de la cartera laboral se entrevistaron en diversas oportunidades con los obreros de la construcción que presentan reclamos a la actual conducción del gremio UOCRA.

Interna

En este sentido, desde el gobierno provincial se indicó que estas facciones rechazaron la intermediación del Ministerio de Trabajo. En esta oportunidad se pusieron a disposición de los manifestantes para oficiar de intermediarios y encontrar solución al conflicto. «Junto a mi equipo de colaboradores fuimos predispuestos a escucharlos y dialogar, pero decidieron mantenerse en una postura cerrada y sólo apuntaban contra la dirigencia de UOCRA», precisó Camino.
Desde la Cartera Laboral comunicó a los manifestantes que hubo avances para coordinar entrevistas de trabajo y el paso siguiente era concertarlas junto a los futuros postulantes, pero «rechazaron esa propuesta y una posible mesa de diálogo para trabajar en las respuestas».

f219da24c496d0c422112e55cd31016e L

A título personal, analizó que «más allá de las peticiones laborales, claramente estaban motivados por intereses contra la actual dirigencia del gremio de la construcción».
En tanto, el ministro de Seguridad Lisandro De La Torre, se hizo presente en el operativo que la Policía de Santa Cruz llevó a cabo en la zona donde se produjo el enfrentamiento y mencionó que «se cruzaron dos facciones y tuvimos que intervenir muy rápido, con toda la fuerza policial de todas las dependencias y todos los grupos de operaciones», expresó a medios locales.
De La Torre indicó que detuvieron a varias personas, y remarcó: «Nosotros como Estado no vamos a permitir ningún tipo de hecho de violencia y todo esto va a ser puesto a disposición de la justicia como corresponde, para que evalué cuáles van a ser los efectos jurídicos de esta situación».

Intervención

Asimismo, la gobernadora Alicia Kirchner dialogó con autoridades nacionales de UOCRA sobre el conflicto interno. Solicitó la intervención de las autoridades nacionales en el conflicto interno de la delegación provincial y pidió expresamente que evaluaran la posibilidad de trasladar la sede de la UOCRA en la calle Alcorta, dado la cercanía con un jardín maternal y consultorios médicos en el centro de la ciudad.
Ayer por la tarde Kirchner mantuvo un diálogo con los representantes nacionales de la entidad gremial para plantear la urgencia de encontrar solución al conflicto interno que se plantea en la seccional Santa Cruz del gremio de la construcción.